El crosslinking para tratamiento de queratocono es un procedimiento no invasivo en la cornea que estabiliza, fortalece o frena su deformación, mediante radiación ultravioleta.

Para realizar la intervención se administran unas gotas de anestesia tópica, se administrar la Riboflavina y se aplica la luz ultravioleta sobre la córnea.

La reacción de la luz y la Riboflavina desprende radicales que se unen entre la fibras de colágeno y generan una malla mucho más resistente.

 

Cuándo se utiliza

El Crosslinking es un procedimiento para el tratamiento del Queratocono. No es un procedimiento que mejora la agudeza visual pero frena el avance de la patología.

El Queratocono es una enfermedad de la  córnea producida cuando ésta deja de ser esférica y adquiere forma de cono. Normalmente, esto es debido a una estructura débil que no resiste bien la presión, provocando deformidad y visión anormal.

Es importante detectar y tratar a tiempo la patología, pues su avance puede conllevar un trasplante completo de córnea.

Post Operatorio

Tras la intervención no se requiere hospitalización.

Si se realiza sin retirar el epitelio corneal (transepitelial) la recuperación es rápida y se puede hacer vida normal al día siguiente. Si se retira el epitelio para una mayor penetración de la riboflavina en Queratoconos más avanzados, pueden haber molestias 2 o 3 días. En estos casos, le administraremos analgésicos para reducir las molestias.

Procedimientos Complementarios

En ocasiones se acompaña con la implantación de anillos intraestromales para mejorar la agudeza visual.

Si la patología está muy avanzada puede requerir un trasplante de córnea.