La Ambliopía, comúnmente conocida como ojo vago es una paulatina pérdida de visión, aún sin existir ninguna perturbación en las estructuras del ojo. 

Normalmente, el ojo vago aparece en un solo ojo, aunque puede afectar a ambos y la causa puede ser la carencia de estimulación visual durante el periodo del desarrollo visual.

La patología afecta a un 3%del total de la población y suele generarse cuando uno de los dos ojos se usa menos que el otro. No obstante, también se da si existe una diferencia amplia de graduación entre ambos ojos.

Es importante diagnosticar y tratar la afección para evitar el riesgo de la pérdida definitiva de la visión en el ojo afectado.

¿A QUIÉN AFECTA?

Suele detectarse en niños, pero si no se trata a tiempo puede permanecer toda la vida sin poderse corregir en la edad adulta.

TRATAMIENTO

El tratamiento habitual es con el uso de gafas con una adecuada graduación, y utilizando oclusiones en el ojo sano para provocar a forzar la actividad del ojo vago.

Destacar que si el ojo vago en niños no recibe tratamiento a tiempo durante la etapa de plasticidad neuronal cerebral, la pérdida de agudeza visual puede convertirse en permanente e irreversible.

Tratados de forma adecuada, la mayoría de los pacientes suelen recuperar la totalidad de la agudeza visual.